Receta tarta red velvet

Tarta Red Velvet

Tarta Red Velvet, en la receta te enseñaré los trucos para conseguir la mejor textura, el mejor color y como rellenarla. Todos los detalles para que te sea muy fácil preparar esta tarta en casa te los explicaré y los pondrás en práctica. La Red Velvet va siendo el postre ideal para fiestas y ocasiones especiales y su sabor no deja indiferente a nadie.

La Red Velvet y su rebeldía
Un clásico de los postres típicos de los Estados Unidos, siendo por su puesto de las más famosas. Muchos bizcochos son menospreciados por su simpleza en sabor o textura, pero la Tarta Red Velvet no, siendo tan única como deliciosa.

Como su nombre lo indica, si la traducimos, vendría a ser tarta de terciopelo rojo, nombre el cual viene inspirado por el aspecto del bizcocho mismo.

Este postre tiene un acabado húmedo y jugoso con ligeros toques agrios. Lo principal es una dulce cobertura de queso que hace que tenga su aspecto único y maravilloso.

Ingredientes para esta espectacular Tarta Red Velvet

Para los bizcochos en 3 moldes de 18 cm son los siguientes:

  • 140 gr de mantequilla sin sal
  • 270 gr de azúcar blanco
  • 2 huevos grandes a temperatura ambiente
  • 300 gr de harina de trigo, todo uso
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla para darle un toque al aroma tan dulce
  • 22 gramos de cacao en polvo puro
  • Buttermilk o suero de mantequilla: 230 ml de leche entera y 20 ml de vinagre blanco
  • 1 cucharadita de colorante en liquido en gel (Se utiliza normalmente un colorante extra rojo, puedes usar el de la marca de tu preferencia)
  • 1 1/2 cucharadita bicarbonato de sodio
  • 1 1/2 cucharadita de vinagre de sidra (Utiliza vinagre blanco de tu gusto)
  • Pizca de sal

 Para la cobertura de queso:

  • 150 gr de mantequilla sin sal
  • 200 gr de azúcar glass o azúcar en polvo
  • 600 gr de queso crema

Preparación de la tarta Red Velvet

Primeramente haremos el bizcocho:

1  Para el Buttermilk o suero de mantequilla, combina la leche con el vinagre unos 10 minutos antes de utilizarlo. Transcurrido el tiempo, agregue el colorante rojo en gel y mezcle bien hasta que el color se combine uniformemente. Reserva.

2  En un tazón grande, tamiza la harina con el cacao en polvo y ½ cucharadita de sal en un bol. Reserva.

3  En un bol equipado con la batidora, bata la mantequilla con el azúcar hasta obtener una crema ligera y esponjosa, añada la esencia de vainilla, bata solo lo necesario para integrar.

4  Añade los huevos uno a la vez y sigue batiendo durante unos 2 minutos por huevo hasta que todo esté bien incorporado.

5  Agrega una tercera parte de la harina tamizada con el cacao, bata con una espátula, vierta 1/3 de de suero de leche y colorante rojo, y mezcla bien. Continúa alternando los ingredientes secos y líquidos, bata bien entre cada adición, pero sin excederse porque el bizcocho saldrá muy denso.

6  En un bol pequeño, mezcla el vinagre de sidra de manzana y el bicarbonato de sodio, e inmediatamente vierta sobre la masa, combinando con una espátula con movimientos circulares.

7  Divida la masa en los tres moldes, previamente engrasados. (También puedes hacer la tarta red velvet de dos capas y que quede más grande, para ello utiliza 2 moldes de 22 cm.

8  Luego los lleva al horno previamente precalentado en su temperatura óptima de 180 °C, dependiendo de nuestro horno puede tardar unos 20 a 30 minutos. Saca los bizcochos, deja enfriar y desmolda.

Ahora para el relleno y cubierta de queso crema

9  Bata la mantequilla con el queso con la batidora de varillas durante 2 minutos o hasta que la mezcla quede esponjosa y suave.

10  Agrega el azúcar glass y el extracto de vainilla, y sigue batiendo con los palitos hasta obtener una crema espumosa y homogénea, sin grumos, aproximadamente 5 minutos.

11  Para armar la tarta red velvet, primero nivela los bizcochos recortando con un cuchillo o sierra la parte superior, coloca la primera capa sobre un plato, agrega el relleno, coloca la siguiente capa con su relleno por encima, pon la tercera capa de bizcocho y termina con relleno, alisa la superficie y decora a gusto este delicioso bizcocho

Recomendaciones:

  • Vigila el bizcocho en el horno. Si suben demasiado tu horno puede estar más caliente de lo indicado, en cuyo caso puedes probar a bajar un poco la temperatura.
  • Al mezclar el bicarbonato de sodio y el vinagre, este reaccionará haciendo efervescencia, de lo contrario el bicarbonato está caducado.
  • Para la decoración también puedes utilizar los trozos de bizcocho que recortamos, los hacemos migas con la manos y lo colocamos encima o los pegamos en los laterales de la tarta red velvet, lo que hará que el postre se vea más exótico.
0/5 (0 Reviews)

Recetas relacionadas

Scroll al inicio
Ir arriba